Brocoli con Bechamel de Calabacín

DSCF0452

Brocoli Gratinado con Bechamel de Calabacín. Una receta sencilla, fácil, ecológica y super sabrosa. Pruébala ¡Seguro que te sorprenderá!

Ingredientes:

Para el Brocoli:

  • Brocoli ecológico
  • Unos trocitos de jamón ecológico
  • Bechamel de Calabacín ecológico
  • Mozzarella rallada

Para la Bechamel:

  • Dos cucharadas soperas de aceite
  • Una cebolla ecológica pequeña
  • 600 grs. de Calabacín ecológico pelado
  • 200 grs. de leche
  • 7 quesitos (estilo caserío)
  • Sal
  • Pimienta
  • Nuez Moscada

Elaboración:

Elaboración de la Bechamel de Calabacín:

1.- Ponemos en una cazuela a calentar las dos cucharadas de aceite de oliva mientras lavamos y picamos bien fino la cebolla y el calabacín. Seguidamente ponemos a rehogar las verduras y las dejamos cocinar hasta que estén bien doraditas.

2.- Una vez cocinado vertemos la leche, y aderezamos con sali pimiento y nuez moscada al gusto. Dejamos cocinar durante unos 15 minutos sin que llegue a hervir moviéndolo de manera continuada.

3.- Por último, una vez que la mezcla haya cogido consistencia introducimos los quesitos y dejamos que se fundan a fuego lento. (Si no has triturado bien la verdura o no te gusta que se note, puedes utilizar una batidora al final del proceso para dejarlo más fino). Reservamos.

Elaboración del Brocoli con Bechamel de Calabacín:

1.- Cocemos en agua con sal el Brocoli unos 15 minutos hasta que este tierno pero sin que llegue a deshacerse. Una vez cocido lo escurrimos bien y lo ponemos en una fuente apta para horno.

Brocoli

2.- Precalentamos el horno a 210ºC. Mientras el horno se calienta, vertemos la bechamel de calabacín en la fuente en la cuál hemos colocado el brocoli. Ponemos los trocitos de jamón y la mozzarella rallada.

3.- Horneamos durante 10 minutos y luego lo hornearemos unos minutos más con el gratinador hasta que se quede dorado.

Y… ¡Voila! El Brocoli está listo para comer ¡Esperamos que os haya gustado ;)

Brócoli

broccoli

El brócoli, hortaliza también conocida como brúcoli o brécol cuyo cultivo se realiza en climas más bien fríos. Cuando se compra, hay que elegir los ejemplares que posean un color completamente verde y compactos. Se conserva sin problemas varios días en la nevera siempre y cuando no los hayamos lavado antes. La preparación de este alimento es muy versatil pudiendo ser cocido, hervido, cocinado al vapor o ingerido crudo (opción que conserva los valores nutricionales más altos).

 

Propiedades Nutritivas

Las propiedades del brócoli han hecho que sea conocido como ‘la hortaliza con mayor valor nutritivo’ en relación al porcentaje de peso de producto comestible.

Está compuesto principalmente por agua. Destacan su contenido en vitaminas B1, E, A y C. Entre los minerales que aporta esta verdura destaca el potasio, aunque cuenta también con cantidades específicas de calcio, zinc, yodo, hierro y magnesio.

Contenido Vitamínico:

1.- Vitamina A: favorece la visión, antioxidante, favorece la reparación de los tejidos y ayuda a fortalecer el sistema inmunitario.

2.- Vitaminas K: Favorecen la coagulación de la sangre y el mantenimiento óseo.

3.- Vitamina B: El conjunto vitamínico B favorece el mantenimiento del sistema nervioso, fortalece el corazón y ayuda al correcto funcionamiento del sistema nervioso e inmunológico.

4.- Vitamina E: Su principal característica es que es un antioxidante natural y mantienen bajo los niveles de colesterol.

Propiedades del Brocoli:

1.- Por su alto contenido en antioxidantes, ayuda a prevenir el cáncer.

2.- Previene la aparición de enfermedades cardiovasculares, y protege la salud del corazón.

3.- Rebaja los niveles de triglicéridos y de colesterol alto.

4.- Regula los niveles de estrógenos y equilibra las hormonas.

5.- Ideal contra el estreñimiento y la anemia.